Inicio » Primer Plano » Lo que dicen las columnas de México » A discusión cobro de comisiones bancarias y fraude fiscal de 600 mil empresas

A discusión cobro de comisiones bancarias y fraude fiscal de 600 mil empresas

La balcanización mexicana

Raymundo Riva Palacio en su columna Estrictamente Personal, publicada en El Financiero, indica que la plaza pública en México está destruida. La arena para debatir temas y confrontar ideas ha sido remplazada por la descalificación, el insulto, la denigración y hostilidad. Las normas de convivencia están trastocadas, y aunque las amenazas retóricas aún no se trasladan a la calle, al paso que vamos, no tardará. ¿Quiénes serán los primeros en ser linchados por la muchedumbre? Cada quien tendrá sus candidatos y la coyuntura la dará posiblemente el espacio y el tiempo. Ante tal posibilidad, habrá división una vez más, entre quienes festejen y animen a la profundización del odio, y quienes lo condenen porque eso lleva a la coartación de las libertades.

Pero no estamos en un momento en que las libertades civiles y de expresión importen a muchos. Vivimos una transición hacia un estadio que sabemos cuándo comenzará pero no cuándo ni cómo terminará. Los prolegómenos de lo que viene no son alentadores, y evocan los conflictos que se viven en otras naciones donde la corriente antisistémica llevó al poder a políticos que entienden el mandato popular como la orden suprema, por arriba de las instituciones y las leyes. Los espejos de Donald Trump, en Estados Unidos, Viktor Orbán, en Hungría, o Jair Bolsonaro, en Brasil, dibujan lo que podría ser nuestro futuro si no nos detenemos a reflexionar si caminar la misma ruta tendrá más costos que beneficios.

Esta fragmentación explica la balcanización mexicana, donde prevalece la división. No hay construcción de puentes, sino destrucción. No hay acercamiento para saber cómo nos percibimos, sino alejamiento a partir del juicio a priori que lo diferente es veneno. Las palabras cargan resentimiento, frustración y encono. No hay territorios claros, al mezclarse puntos de vista que nunca buscan coincidir sino excluir a los otros. Los sentimientos y el estómago dominan la razón, aunque habría que preguntarse si a alguien le importa hoy en día la razón. La arena pública se ha convertido en una especie de cuadrilátero de boxeo tailandés.

Julio Hernández, columnista político de La Jornada por toda una generación, reprodujo hace unas semanas las críticas que le habían hecho a la banda sueca de heavy metal Marduk por su talante racista y neonazi, citando las frases entre comillas. Los ataques contra él en Twitter fueron tan agresivos y masivos, que respondió: “Creo que pierdo demasiado tiempo tratando de explicar lo que son las comillas y reiterando que estoy en contra de la censura de #Marduk. Cada vez se vuelve más difícil tuitear. Mucha desinformación, rispidez y polarización”. Javier Lozano, el polémico político fue atacado por los francotiradores anónimos en Twitter cuando criticó la legalidad de la consulta ciudadana sobre el aeropuerto en Texcoco, con epítetos como “analfabeta”, “pendejo”, “bastardo”, “mercenario”.

La ignorancia a veces toca los límites de la sandez, como cuando una vez una señorita lanzó una perorata a partir de la información que le había dado su medio de cabecera, el Deforma. Hay muchos que no sólo están desinformados y exudan ignorancia, sino se asumen como portadores de la verdad y pontifican contra quienes piensan de manera diferente. Cada vez más, los argumentos que utilizan para lanzar fuego por la boca, se parecen a los arrebatos del presidente Donald Trump y sus seguidores de la extrema derecha, al utilizar le mismo método: cuando los cuestionamientos los colocan en contradicción, la salida es decir que todo el pasado era peor, y cuando se difunden opiniones incómodas o difieren de lo que perciben como su realidad, hablan de la posverdad. Sin importar colores, religiones o ideologías, el rencor anima su rechazo contra todo lo que muestra grises. El mundo para ellos es distinto, y reaccionan con virulencia cuando alguien se atreve a desafiarlos.

Aquí la columna completa

El mayor fraude fiscal de México

Joaquín López-Dóriga en su columna En Privado, publicada en Milenio, señala que ceda el paso a vehículos sin freno. Florestán

Después de meses de investigaciones, especialistas del SAT descubrieron la mayor estafa fiscal de que se tenga memoria en México que implica 600 mil empresas, 13 mil causantes mayores que vía una intrincada estructura de ingeniería financiera eludieron el pago de impuestos por más de 100 mil millones de pesos.

Ayer hablé con el administrador de Planeación y Programación de Auditoría Fiscal del SAT, Samuel Arturo Magaña Espinosa, quien me confirmó el tamaño de la confabulación que si bien es cierto que implica a 600 mil empresas reales y miles de fantasmas, lo más importante, dijo, fue identificar a los 13 mil causantes que se beneficiaron de este esquema delictivo para no declarar las utilidades de las empresas, lo que diluían a través de una elaborada red de ingeniería fiscal en la que los dividendos iban de una empresa fantasma a otra para que al final del circuito los recibieran con cero impuestos.

El SAT ha detectado que estos 13 mil empresarios, todos ya identificados, entre los que hay gente muy conocida de todos los sectores, deportivo, comercial, industrial y de servicios, socios y accionistas de empresas reconocidas, grandes y medianas, evadieron el pago de impuestos en un rango que va de un millón a 120 millones de pesos, es decir, de ingresos de 4 a 500 millones de pesos que da el gran total de más de 100 mil millones de pesos estafados al fisco.

Lo importante para el SAT, es que ya identificó el esquema que se compone de tres partes: empresas establecidas, accionistas y socios, y empresas fantasmas; el monto de lo evadido, la localización de los defraudadores y los citatorios fiscales para que repongan los 100 mil millones de pesos que no pagaron.

Aquí la columna completa

José Ramón visita a su padre AMLO

La columna Bajo Reserva, publicada en El Universal, indica que ayer estuvo de visita en la casa de transición del presidente electo Andrés Manuel López Obrador, su hijo José Ramón López Beltrán, quien en días pasados estuvo bajo el fuego de las redes sociales que lo criticaron por su presencia en un lujoso hotel de Europa. Ni padre ni hijo pararon bolas a dichas críticas y, al parecer, ayer tuvieron una reunión de familia, pues también llegó al inmueble de la colonia Roma Andrés Manuel López Beltrán, quien desde hace algunas semanas ronda con más frecuencia por el lugar. ¿Será que don Andrés Manuel y los suyos están haciendo planes para pasar sus últimos dos fines de semana como una familia común, antes de convertirse en la familia presidencial a partir del sábado 1 de diciembre?

Osorio le entra al tema de la marihuana

En lo que parece una competencia con la bancada de Morena en el Senado, el legislador priísta Miguel Ángel Osorio Chong propuso una iniciativa de reforma al Código Penal Federal, a la Ley Federal contra la Delincuencia Organizada y a la Ley General de Salud, para legalizar la marihuana. Claro, nos comentan, pidió a sus compañeros de bancada no ser omisos en los resultados que ha tenido en otros países su liberación, que ha llevado a aumentar el consumo de otras substancias más nocivas, amén de poner énfasis en las alternativas de tratamiento y reinserción. Es necesario, según el mensaje de don Miguel Ángel, avanzar de un enfoque de seguridad a uno de salud, y de la despenalización a la no criminalización. Todo un tema para alguien que conoció los entresijos y las estadísticas de seguridad desde la Secretaría de Gobernación, nos dicen en el grupo parlamentario del PRI.

Aquí la columna completa

La columna Trascendió, publicada en Milenio, señala que las presiones en el Senado están a todo lo que dan sobre dos iniciativas presentadas esta semana: la de la mariguana, que no le gustó al gobierno de Estados Unidos, y la que prohíbe el cobro de comisiones bancarias a los usuarios, que llevó a representantes de bancos españoles e ingleses a cabildear con el coordinador de Morena, Ricardo Monreal, “una rebaja” en la disposición y que puedan cobrar intereses parecidos a los que aplican en otros países.

La idea de Morena es escuchar a banqueros y votarla después del 1 de diciembre, pero parece que de que va, va, y es que al propio senador le cargaron una cuenta de 12 mil pesos por una chequera inactiva.

También se supo que de donde más se apretó al zacatecano fue de Banco Azteca, entidad que, por cierto, emitirá las tarjetas lopezobradoristas para el bienestar.

Que ahora bien, cómo no iban a brincar los bancos y los accionistas en la Bolsa Mexicana de Valores contra el anuncio de reducir y prohibir el cobro de comisiones si tan solo en 2017, según datos de la Condusef, los ingresos por este concepto alcanzaron 108 mil millones de pesos.

En promedio los bancos reciben 30 por ciento de todos sus ingresos por comisiones –en Banorte representan 31 por ciento del total y en Inbursa 39 por ciento– y México ocupa el tercer lugar en América Latina con más recaudación por este concepto, pese a que la penetración financiera no alcanza a toda la población y los servicios dejan mucho que desear.

Aquí la columna completa

Sobre Redacción Ángulo 7

Redacción Ángulo 7
El equipo de Redacción del portal de noticias Ángulo 7 busca que la información sea clara y concisa.
x

Check Also

PrimerPlano-LoQueDicenLasColumnasDe-Mexico

Incrementan seguridad para AMLO y T-MEC llega al Congreso de EU

Las cuentas de la cocinera Raymundo Riva Palacio en su columna Estrictamente Personal, publicada en ...

PrimerPlano-LoQueDicenLasColumnasDe-Mexico

Lo complejo de la Guardia Nacional y Manzanilla descarta ser gobernador interino

La Guardia Nacional, sí Raymundo Riva Palacio en su columna Estrictamente Personal, publicada en El ...