Acoso y persecución contra e-consulta

Rodolfo Ruiz en su columna La Corte de los Milagros, publicada en E-consulta, señala que cuatro son hasta el momento las demandas civiles que igual número de funcionarios y políticos cercanos al gobernador Luis Miguel Barbosa Huerta han promovido en contra de quien esto escribe como columnista de e-consulta y representante legal de Consultoría Contracorriente, reclamando en conjunto 20 millones de pesos por indemnizaciones.

Las cuatro demandas presentadas y notificadas cronométricamente son por el supuesto daño moral que mis columnas han causado al diputado Gabriel Biestro Medinilla, al subsecretario de Movilidad y Transportes, Seth Yassir Vázquez Hernández, al director del Instituto Estatal de Educación para Adultos, Jesús de la Luz Sánchez Cuevas, y al subsecretario de Administración, Juan Pablo Cortés Córdova.

Casualmente los cuatro demandantes tienen el mismo cuerpo de abogados encabezado por Florencio Madariaga Granados, ex sub procurador chiapaneco detenido en febrero de 2006 en Madrid, España, acusado de malversar 900 millones de pesos y por Roberto Morales Torres, quien en 2017 fue representante del ex gobernador de Chiapas, Juan Sabines Guerrero, cuando éste demandó al activista Horacio Culebro Borrayas precisamente por “daño moral”.

En todos los casos, los funcionarios y políticos barbosistas solicitan a los juzgados primero, segundo, tercero y cuarto en materia civil embargos precautorios de mis bienes, propiedades, cuentas bancarias y de inversiones, así como los de la empresa propietaria del periódico digital que dirijo, para garantizar la reparación de supuesto daño moral que les provoqué.

Todos sin excepción, argumentan apoyándose en peritajes realizados por el mismo psicólogo José Luis Guillén Gordillo, residente en Tuxtla Gutiérrez, Chiapas, que mis críticas han alterado su vida privada y entorno familiar, acarreándoles descrédito, insultos y violencia callejera y una perturbación injusta en su persona que se traduce en disgusto, desánimo, angustia, y padecimientos emocionales o psicológicos en su estado de ánimo.

Aquí la columna completa

La sospechosa eficiencia del fiscal

Enrique Núñez en su columna Contracara, publicada en Intolerancia Diario, indica que el impactó que generó el asesinato de cuatro personas, dos de ellos estudiantes colombianos de la UPAEP, un alumno de la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla y un conductor de Uber; rebasó la esfera local. A las condolencias y el repudió por la ola de violencia que emitieron ambas casas de estudio, se sumarán sin duda, reacciones nacionales e incluso reclamos internacionales.

Quizá por ello la respuesta de las autoridades, específicamente de la Fiscalía General del Estado fue como marca la ley: “expedita”.

Antes de que se cumplieran 12 horas del hallazgo de los cuatro cuerpos en un predio de la colonia Los Tanques, de la junta auxiliar de Santa Ana Xalmimilulco, la dependencia ofreció una rueda de prensaen la que además de la primera reconstrucción de los hechos y la identificación de las víctimas, anunció la detención de tres posibles responsables del multihomicidio e incluso adelantó que ya se realizaban cateos para tratar de encontrar más pruebas.

Sin duda una inusual celeridad en la investigación.

¿Habríamos visto ese apremio, ese interés, si el encargado de despacho Gilberto Higuera no estuviera a horas de ser ratificado por siete años más en el puesto de fiscal general?

Aquí la columna completa

En el PRI, todos unidos contra Néstor Camarillo

Fermín Alejandro García en su columna Cuitlatlán, publicada en La Jornada de Oriente, señala que pasan lo días y en el PRI se pone en evidencia que, aunque faltan casi dos meses para la elección del nuevo dirigente del partido, “los dados ya están cargados” a favor del exedil de Quecholac, Néstor Camarillo Medina. Y en la medida en que transcurren las semanas, en lugar de sumar, se acrecientan las facciones del tricolor que manifiestan su malestar contra la –casi segura– imposición de quien fuera secretario de organización política del tricolor

El principal problema es que ese enojo no hay con quien expresarlo. El delegado del Comité Ejecutivo Nacional del PRI, Américo Zúñiga, ha buscado reunirse con todos los grupos del partido y finge que escucha las inquietudes, pero todo mundo sabe que lo mandaron a Puebla a imponer a Néstor Camarillo.

Se dice que Alejandro Moreno Cárdenas, el invisible presidente nacional del PRI, ya tomó la decisión de que en Puebla se decidirá por imposición al próximo presidente del partido y que éste sería Camarillo Medina, a quien se le dio la instrucción de construir una planilla de unidad.

Hasta ahora, ese esfuerzo ha fracasado rotundamente. Ya que en lugar de unir a las corrientes del partido en torno a sus aspiraciones, está poniendo a todos en contra de él.

Las tres únicas figuras que se han sumado a su proyecto son: Javier Casique Zárate, el coordinador de los diputados locales del PRI; la exedil de Puebla Blanca Alcalá Ruiz y el exdirigente priista Jorge Estefan Chidiac.

Aquí la columna completa

Estulticia ante el 9 nadie se mueve

Alejandro Mondragón en su columna Al Portador, publicada en Status Puebla, indica que el nueve nadie se mueve, paro nacional convocado por mujeres contra la violencia de género, exhibió la absoluta ausencia de políticas públicas para frenar le elevada incidencia de feminicidios en el país y Puebla.

Siguen sin entender las autoridades de los tres niveles, federal, estatal y municipales, que otorgar el día no es una concesión, menos un privilegio para ser empáticas con el movimiento.

Muestran que han sido rebasadas, porque tampoco es una manifestación callejera. Se trata del último grito de desesperación social ante la incompetencia de gobierno.

Algunas instituciones privadas tampoco han entendido nada. La Universidad Anáhuac anunció primero que todas las actividades del 9 de marzo serían canceladas, aunque horas después reculó y planteó apoyar a las mujeres que deseen no ir a sus labores administrativas o académicas. }

Así, bajo el síndrome Gutiérrez Müeller de primero apoyo cabalmente, pero luego no, gobiernos y organizaciones privadas lo único que demuestran es un estulticia.

Aquí la columna completa

Cuando los pactos se rompen

Valentín Varillas en su columna La Tempestad, publicada en Status Puebla, señala que a pesar de que por el momento no se ve cómo, por la dinámica que ha tomado la política actual, podrían aparecer en el largo escenario de un sexenio circunstancias específicas que pudieran romper el pacto de impunidad sellado entre AMLO y el peñismo.

Esta sería la última carta a jugar por el actual grupo político en el poder y se pondría sobre la mesa únicamente en el caso de que la famosa 4T enfrentara una crisis de proporciones mayúsculas.

El golpe maestro, la máxima caja china, el auténtico botón rojo de pánico que en términos mediáticos pudiera operar como el gran distractor de la opinión pública o bien, el más efectivo nivelador electoral si una potencial catástrofe aparece súbitamente en el horizonte.

En Puebla, ya vivimos la ruptura de un gran pacto de impunidad: el de Rafael Moreno Valle con Mario Marín.

Una negociación de tipo político marcó el derrotero legal del caso Lydia Cacho y tuvo como consecuencia que, la mayoría de los entonces ministros de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, declarara inocente al gobernador Mario Marín por “violaciones graves a los derechos humanos” de la periodista.

Aquí la columna completa

El Manual de Resistencia en la BUAP

Arturo Rueda en su columna Tiempos de Nigromante, publicada Diario Cambio, indica que en plena nostalgia por los años sesenta del siglo pasado, circula entre directivos de unidades académicas y profesores un manual de Resistencia en la defensa de la autonomía universitaria. Un Manual útil en el choque cantado que se avecina entre la comunidad universitaria, con sus miles de integrantes, contra la soberanía estatal del Congreso que representa a todos los poblanos.

Por supuesto, la rectoría de la BUAP y su Consejo Universitario son los autores del manual, una necesidad dado que el concepto de autonomía universitaria es, cuando menos, anacrónico. Con los años, el concepto se fue vaciando al punto que no significa nada para nadie, excepto para los beneficiarios de esa ínsula de opacidad gracias a la que se han hecho millonarios en las sombras.

A marchas forzadas, la comunidad universitaria debe inflamarse de fervor por ese concepto anacrónico de autonomía universitaria que no les dice nada los jóvenes que sólo quieren la mejor educación posible a menor coste y luego bailar reggaetón.

El Manual de Resistencia contra el Órgano de Control interno que pretende legislar el Congreso, a iniciativa del gobernador Barbosa —según dio a conocer en reciente entrevista con La Jornada de Oriente—, precisamente incide en la necesidad de que directivos, cuerpo docente y estudiantes se preparen para las inminentes movilizaciones y marchas que se avecinan.

La primera prueba piloto se dará este día con la convocatoria a la Marcha por Paz y la Seguridad que toma como causa —pretexto— el lamentable homicidio de un estudiante de medicina de la BUAP. Veremos qué tan concurrida es.

Aquí la columna completa