Anuncian a Carmen Mireya Calderón como titular de Desarrollo Económico
Anuncian a Carmen Mireya Calderón como titular de Desarrollo Económico. Foto: Especial

La presidenta municipal, Claudia Rivera Vivanco, anunció a Carmen Mireya Calderón González como nueva titular de la Secretaría de Desarrollo Económico, tras la salida de Eduardo Peniche García por motivos “personales”.

Previo a la conmemoración del día del ejército mexicano, la presidenta municipal indicó en entrevista que el cambio se dio bajo el periodo establecido y que Calderón González, quien ya entró en función, está coordinando la entrega-recepción de la dependencia.

Precisó que en los próximos días la titular presentará su plan de trabajo y que entre sus objetivos se encuentra dar continuidad a los proyectos previamente trazados, así como dar certeza y fortalecer a las pequeñas y medianas empresas que operan en la capital.

De igual forma, dijo, trabajará en conjunto con las distintas dependencias para realizar para que las labores sean multidisciplinarias y logren sus objetivos.

Rivera Vivanco mencionó que recibió más de diez propuestas, algunas de ellas por parte de universidades, entre las cuales, destacaba el perfil de la ahora secretaria, pues dos de los requisitos era tener vocación de servicio y cero tolerancia a la corrupción.

Egresada en Economía por la BUAP, Calderón González ejerció en 2017 como subdirectora de la Oficialia Mayor de la Secretaría de Finanzas y Crédito Público y en 2019 como especialista en el Instituto Mexicano de la Propiedad Industrial.

Fue el pasado 4 de febrero cuando Peniche García abandonó las riendas de Desarrollo Económico, ya que, de acuerdo con la munícipe, necesitaba “tomarse un tiempo”, sumando con ello siete bajas en su administración.

Por otra parte, Rivera Vivanco señaló que trabajan con la Secretaría de Educación Pública (SEP) estatal para fortalecer la protección de niños y jóvenes en las escuelas, mientras reconoció que hacen falta labores para brindar protección.

Por ello, reiteró que la ciudadanía debe involucrarse en vigilar y proteger a los pequeños, así como erradicar en la cultura cualquier tipo de violencia.

Esto, ante casos como el ocurrido en la Ciudad de México, donde Fátima, una niña de 7 años, fue raptada al salir de la primaria en la alcaldía Tláhuac, siendo violada y golpeada antes de morir.