jueves 24 de junio de 2021
17.8 C
Puebla
jueves 24 de junio de 2021

Del mitin de AMLO en Puebla y la posible senaduría de Marín en 2018

-Publicidad-

¿Podrá AMLO conciliar a los antagónicos grupos que hoy lo apoyan?

Rodolfo Ruiz en su columna La Corte de los Milagros, publicada en E-consulta, indica que dos cuestiones quedaron claras este sábado durante el mitin que Andrés Manuel López Obrador encabezó en la Plaza de la Democracia ante unas tres mil personas.

La primera es que su candidatura puede ser punto de convergencia de varios grupos y liderazgos incluso antagónicos. La presencia en el acto y templete de empresarios, viejos comunistas, ex morenovallistas como Fernando Manzanilla Prieto, priístas, perredistas y líderes sindicales, así como de académicos de la BUAP, la Universidad Iberoamericana y de otras universidades privadas, y de ex directivos del Instituto Electoral del Estado así lo confirma.

La segunda es que López Obrador tendrá que hacer un gran trabajo de conciliación e integración para que este crisol de grupos y personalidades no termine como el Rosario de Amozoc al momento que tengan que decidirse las candidaturas locales y federales a gobernador, presidentes municipales y regidores, senadores, y diputados al Congreso del Estado y al Congreso de la Unión.

Ayer, durante el acto y mitin en la esquina de la avenida Juan de Palafox y 4 Sur, salieron a relucir algunas diferencias entre destacadas figuras de Morena como el presidente municipal de San Pedro Cholula, José Juan Espinosa Torres, y el diputado federal Rodrigo Abdala Dartigues.

El primero quiso subir al templete, y hacer que firmaran el Acuerdo Político de Unidad por la Prosperidad del Pueblo y el Renacimiento de México su esposa, la priísta Nancy de la Sierra Arámburo; empresarios como el desarrollador Julián Ventosa Aguilera y el farmacéutico Roberto Góngora, y el líder de la FROC, René Sánchez Juárez, pero Rodrigo Abdala se rehusó o no quiso, y en el caso de los empresarios prefirió que estuvieran en el templete el transportista Alfredo Rivera Espinosa y el restaurantero Emilio Maurer Espinosa.

Aquí la columna completa

-Publicidad-

Fraude en escuelas privadas y las señales de AMLO

Tania Damián Jiménez en su columna Coordenada, publicada en Ángulo 7, señala que ahora que la titular de la SEP, Patricia Vázquez del Mercado, informó que el funcionario estatal Roberto Carlos Vega Monroy será destituido por discriminar a los Voladores de Papantla, también debería poner atención en las quejas que estudiantes han interpuesto contra la Universidad Metropolitana de Monterrey, ubicada en Teziutlán.

De acuerdo a la información de estudiantes, esta universidad privada presume de Reconocimientos de Validez Oficial de Estudios (Revoes) que no tiene, utiliza sellos con diferentes claves, retiene documentación “sin justificación alguna” y hasta hay universitarios que nunca fueron inscritos ante la SEP.

Aseguran que existen 160 quejas ante la Dirección General de Educación Superior de la SEP de Puebla y desde agosto de 2016 iniciaron las denuncias.

A finales de septiembre del año pasado, Rosa Elda Rodríguez Hernández, quien señaló que es la representante legal de dicha universidad, acusó a la SEP de promover la baja de sus alumnos al señalarles que no contaba con los Rvoes, lo cual aseguró es falso y no se pueden ver en la página de transparencia de la SEP, porque no los ha subido, pese a haber hecho la solicitud.
Además, –dijo— la SEP le ha retrasado los trámites de solicitud de expedición de títulos y cédulas profesionales a la Universidad Metropolitana de Monterrey.

- Publicidad -

Alumnos señalan que a partir de esas acusaciones en contra de la SEP, la dependencia estatal no ha atendido sus quejas y se quedó “paralizada”.

Aquí la columna completa

¿Qué busca Manzanilla?

Jorge Rodríguez en su columna A Puerta Cerrada, publicada en El Sol de Puebla, indica que una pregunta corrió el sábado entre los integrantes de la clase política del estado que minutos antes del medio día ya habían sido enterados de la nueva adquisición al interior del equipo lopezobradorista:

“¿Qué quiere Fernando Manzanilla en Morena?”.

A ese cuestionamiento siguieron tres probables respuestas, pero planteadas, también, en tono de interrogantes:

-Publicidad-

“¿Buscará ser candidato a gobernador o presidente municipal de Puebla, como pretendió desde el morenovallismo en 2013?”.

“¿Se dará por bien servido con una candidatura a diputado federal o, en el mejor de los casos, a senador?”.

Aquí la columna completa

Morena y sus pecados capitales

Enrique Núñez en su columna Contracara, publicada en Intolerancia Diario, señala que lo sucedido en la Plaza de la Democracia, el sábado pasado, debe tener parados de pestañas a todos los dirigentes de los dos partidos “dominantes” en Puebla.

La convocatoria de AMLO en esta capital no es un asunto menor, sobre todo si recordamos que contra todos los pronósticos, el ahora líder de Morena ya ganó las dos últimas elecciones presidenciales en territorio poblano.

Los números no mienten. El tabasqueño obtuvo más votos en Puebla que Felipe Calderón en 2006 y Enrique Peña en 2012.

El problema para el PAN y el PRI es que por primera vez la gubernatura se empata con la candidatura a la presidencia, lo cual pone en serios predicamentos a estos dos partidos y a sus suspirantes.

Más allá de los jaloneos que se darán por la candidatura del llamado Movimiento Regeneración Nacional, el voto fuerte de ese partido no se detendrá a ver los nombres de los candidatos, sino buscarán la fotografía de Andrés Manuel y el logotipo de su partido.

Aquí la columna completa

Frente a la dirigencia del PRI reaparece Marín; busca candidatura al Senado

Fermín Alejandro García en su columna Cuitlatlán, publicada en La Jornada de Oriente, indica que frente a la dirigencia estatal del PRI y de nuevos comités municipales del tricolor, el sábado el ex gobernador Mario Marín Torres volvió a aparecer en un acto público, luego de 10 meses de haber estado alejado de cualquier reflector. Su presencia en un acto partidista parecería ser el anuncio de que el ex mandatario se reactiva para participar en el proceso electoral de 2018, en donde se dice que buscaría ser candidato a senador de la República.

Más allá de las intenciones que tenga Mario Marín Torres, lo cierto es que su reaparición fue posible debido a que terminó el gobierno de Rafael Moreno Valle Rosas, luego de que existía un acuerdo informal entre ambos personajes de que el ex mandatario priista se mantendría fuera de toda actividad pública a lo largo del sexenio anterior, como condición para no ser perseguido por la administración morenovallista.

Sus dos apariciones públicas más importantes –durante el sexenio morenovallista– fueron en 2012 y en abril de 2016, en la campaña electoral de Enrique Peña Nieto y de Blanca Alcalá Ruiz, cuando el primero era candidato a la presidencia de México y la segunda a la gubernatura de Puebla. En ambas ocasiones, su participación en esos actos provocó airados reclamos desde Casa Puebla que llevó al ex mandatario a volverse a recluir en su vida privada para evitar que se activaran procesos legales en su contra y sus más cercanos colaboradores.

El sábado, en la comunidad de Tlachichuca, rindieron protesta los nuevos integrantes de los comités municipales del PRI de San Nicolás Buenos Aires, Tlachichuca y Aljojuca, en un acto presidido por Jorge Estefan Chidiac, el presidente estatal del tricolor.

Sin que estuviera invitado, Mario Marín llegó al acto acompañado del edil de Ciudad Serdán, Carlos Navarro.

Aquí la columna completa

El símbolo de la traición

Alejandro Mondragón en su columna Al Portador, publicada en Status Puebla, señala que la política es de símbolos, los cuales desnudan las intenciones reales de los personajes del poder.

La noche del viernes, Parametría, la empresa encuestadora del morenovallismo, divulgó los resultados de su última evaluación sobre presidenciables 2018.

La novedad es que la firma de Francisco Abundis dejó fuera del top five de los más competitivos, a su jefe Moreno Valle. Dejó en claro que la carta más firme para Los Pinos la representa Andrés Manuel López Obrador. Quien se le acerca más es Margarita Zavala.

El sábado, Andrés Manuel López visitó Puebla para la firma de su pacto de unidad. El primero en sumarse fue el cuñado de Moreno Valle.

Fernando Manzanilla, ex secretario general de Gobierno y personaje que conoce como nadie las entrañas, filias, fobias y pecados y pillerías del morenovallismo, ya está con López Obrador.

Aquí la columna completa

Oportunistas buscan colgarse de Morena

Valentín Varillas en su columna La Tempestad, publicada en Status Puebla, indica que no hay duda, Morena goza de un prestigio y capital políticos de tal magnitud, que se ha convertido en el favorito natural de cara a la coyuntura electoral del 2018.

Su mesías único, Andrés Manuel López Obrador, sigue creciendo en el ánimo de los votantes potenciales y de acuerdo con la totalidad de las encuestas publicadas sobre el tema, es ya el enemigo a vencer para la presidencial del próximo año.

Su figura y arrastre, naturalmente, impulsarán a los candidatos que lance el partido en aquellos estados en donde además, se elijan gobernadores y otros importantes cargos de elección popular.

Puebla es uno de los principales.

Aquí se elegirá al próximo gobernador de seis años, a 217 presidentes municipales, diputados locales, federales y la fórmula que intentará llegar al Senado.

Aquí la columna completa

Crónica: Manzanilla, el ‘cuñadicidio’ y la nave de los locos de Morena Puebla

Arturo Rueda en su columna Tiempos de Nigromante, publicada en Diario Cambio, señala que Fernando Manzanilla Prieto protagonizó el ‘cuñadicidio’ más sangriento de los tiempos recientes y le dio un nuevo significado a la guerra de cuñados que vive desde hace cuatro años con Rafael Moreno Valle.

Unos minutos después de firmar el acuerdo de Unidad que lo ata a esa polimorfa nave de los locos que es Morena Puebla y bañarse en una rechifla orquestada para disminuir su valor a ojos del Mesías Tropical, López Obrador probó la lealtad de su nuevo cófrade y arremetió en contra del ex gobernador al señalar que Moreno Valle, al igual que Salinas o Calderón, no tiene cabida en su proyecto de transformación.

Esa nave de los locos no parece tener mucho futuro bajo la conducción de los bisoños Gabriel Biestro y Rodrigo Abdala, a quienes les hace falta experiencia, carrera política, madurez, para estar a la altura del reto.

López Obrador, quien viene atiborrando mítines por todo el país, en Puebla a duras penas juntó 10 mil pese a la efervescencia que se genera con su crecimiento en las encuestas.

Biestro y Abdala decidieron jugar a las fuercitas de egos al generar una tarima propicia para la hoguera de las vanidades, donde unos cupieron y otros no.

Aquí la columna completa

Los Cambios que Vienen Rumbo a 2018

Mario Alberto Mejía en su columna La Quinta Columna, publicada en 24 Horas Puebla, indica que el 2018 está todavía lejos, pero ya hay varios impresentables tratando de colarse en las fotos.

Los aspirantes a la Presidencia de la República aceptan toda clase de porquería en aras de ganar.

Ignoran —porque así lo quieren— que la basura trae más basura.

Es la historia de este país.

A López Obrador se le suman cada seis años —ya lo sabemos: es el eterno aspirante de nuestros tiempos— los más diversos parias:

Aquí la columna completa

 

 

 

 

 

También te puede interesar

Redacción Ángulo 7http://www.angulo7.com.mx/author/redaccion/
El equipo de Redacción del portal de noticias Ángulo 7 busca que la información sea clara y concisa.
- Anuncio -
- Publicidad -

Últimas Noticias

- Publicidad -

Noticias relacionadas

- Anuncio -