Inicio » Columnistas » Maestros » Una escalera al cielo
Banner BUAP

Una escalera al cielo

Cartas a Gracia

A falta de cartas de tu parte, mensajes de WhatsApp son buenos. Aunque sea un poco chapado a la antigua y te conteste con una epístola, como siempre lo he estilado. Tus envíos abordan varios temas a los que aludiré más tarde. Mensajeas que vas pasando por Puebla rumbo a Oaxaca, aprovechando el puente que con motivo del Natalicio de Benito Juárez aparece en el calendario oficial de labores académicas y, aunque ya sean pasadas las 3 de la tarde, confías en llegar a la inauguración de un restaurant y mezcalería, propiedad de un amigo tuyo, que comercializa el mezcal Real Matlatl; marca que me cuentas, es originaria de la zona de Matatlán, conocida como la capital del Mezcal, y donde inicia la ruta turística “Caminos del Mezcal” -coloquialmente conocida como la ruta del mezcal- que se ubica a escasos 30 minutos de la ciudad capital y, que el maestro mezcalero que la procura, Don Anastasio Sernas de amplio reconocimiento en la zona, no sólo por ser de los pioneros en la producción de la bebida sino por su demostrado afecto a sus plantas de maguey a las que canta cada madrugada con silbidos cuando va a cuidarlas. Me dices que producir mezcal y maquilarlo hace la diferencia entre quienes venden el producto y que tú prefieres a los que, como Don Tacho, se encargan desde la siembra hasta las gotas del destilado: “Un solo productor, un solo palenque, un solo espíritu”.

Tú no conduces -me aclaras- y eso te permite intercambiar opiniones y puntos de vista sobre temas banales y otros de mayor importancia. Me comentas que fuiste ponente en la celebración del día internacional de la mujer que el SNTE realizó en la ciudad de Aguascalientes y que eso te permitió conversar con maestras y maestros de la estructura sindical. Ellos, cercanos a las posturas oficiales, también comparten las posturas críticas que esbozan en contra de la reforma educativa ex secretarios generales de Comités Ejecutivos Seccionales y ex miembros del Comité Ejecutivo Nacional. A pesar de ser parte de la élite magisterial, no están de acuerdo con la eliminación de derechos laborales “conquistados” por sus antecesores y por ellos mismos. Varios de ellos coinciden -por ser testigos de los hechos- con juicios que justifican que actores sindicales pasen a la oposición para revertir la evaluación punitiva y recuperar la “dignidad magisterial”, arrebatada por el actual gobierno.

Haces referencia a la edición especial que Campus Milenio, dedicara el 22 de febrero a Jaime Torres Bodet. Destacas párrafos importantes de quien condujera la segunda reforma al artículo 3 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos. Las aportaciones que hicieran intelectuales de la talla de Lombardo Toledano (“la democracia, no solamente como un régimen político sino como a un sistema de mejoramiento económico, social y cultural”) y otros, con quienes intercambiara puntos de vista; la actitud de los líderes del SNTE y la incorporación de la gratuidad de la enseñanza que dictara Ávila Camacho; la oposición de Narciso Bassols, redactor de la primer reforma (la que reconociera que la educación que impartiera el estado sería socialista) a las modificaciones creadas por quien sería dos veces secretario de educación pública, una vez canciller, director general de la UNESCO y representante de México en varios eventos internacionales.

Me cuentas del periplo realizado para conseguir los dos tomos de las memorias del poeta. La consulta por Internet, los telefonemas a las librerías que expenden textos de Porrúa y del Fondo de Cultura Económica, del peregrinar hasta la casa matriz que se ubica en la carretera Picacho-Ajusco y la remisión que en ésta te hicieran, para adquirirlos en la sucursal que se encuentra en la sede del Colegio de México, una “institución exquisita” como señalas.

Coincido contigo. Nuño, Chuayffet, Chucho Ortega, Anaya, Otto y diputados por MORENA –ex PRD- que aprobaron la reforma educativa -impuesta bajo el disfraz del Pacto por México- debieran conocer –lo mismo que el resto del paisanaje en el que me incluyo-por lo menos esta parte la historia de México y podrían, de haberlo hecho, evitar enfrentamientos estériles con maestras y maestros a quienes satanizaron por los malos resultados obtenidos por sus alumnas y alumnos al sustentar pruebas estandarizadas de carácter nacional e internacional. Personal docente al que tacharon de flojos, corruptos y a quienes endilgaron toda clase de epítetos negativos.

Rescato tan sólo un par parágrafos del suplemento que me compartiste y que me impactaron. En el artículo titulado “Una escalera al cielo”, Torres Bodet rememora que, previo a la asunción del cargo, habría visualizado lo que iba a ser su destino, durante años: “rehacer la secretaría, tratar de darle un sentido de enlace humano y de unión patriótica; evitar las discordias políticas y las inútiles controversias“, como si fuera un mensaje que tendrían que tomar en cuenta, tanto el actual encargado del despacho como quien será nombrado en el cargo, a partir de 1 de diciembre del año en curso. Deberá efectivamente, Gracia, rehacer la secretaría tras los traspiés de los tres predecesores peñistas, evitar las discordias que genera una reforma educativa en ciernes y dar marcha atrás a las estériles controversias generadas por la conculcación de los derechos laborales de quienes -aún en la parte del sindicalismo oficial-, se definen en el Estatuto del SNTE y en los principios de la CNTE, como trabajadores de la educación y evitar infecundas polémicas sobre la permanencia de una reforma inexistente. Realista, Torres Bodet reconocía que –como ahora- “me­nudeaban las poblaciones sin maestros, los maestros sin aulas, las aulas sin pizarrones, los colegiales sin bancas en qué sentarse, las bibliotecas de acervo exiguo y los talleres sin máquinas ni instrumentos” que siguen en la misma situación, a pesar de las deudas bursatilizadas (en el 2015) para la mejora de escuelas. Quienes se encargan de la formulación de políticas educativas, de la programación de los recursos y de la operación, deberían aprender de su antecesor.

*Las opiniones expresadas en esta sección son de exclusiva responsabilidad de quienes las emiten y no representan necesariamente la línea editorial del portal de noticias Ángulo 7.

Sobre Gustavo Santín Nieto

Gustavo Santín Nieto
Director del Instituto Universitario de Puebla (IUP).
x

Check Also

Columnistas-GustavoSantin

Reforma educativa que no se concreta en la escuela, es pura demagogia

Cartas a Gracia Me asombra tu vitalidad, Gracia. No sólo te desempeñas frente a grupo ...

Columnistas-GustavoSantin

Sufragios en juego

Cartas a Gracia Agradezco, Gracia, que me hayas alcanzado en la terminal y que me ...