Inicio » Columnistas » Código 3… Policía en camino » Perdón por lo que dije señor Trump

Perdón por lo que dije señor Trump

Ni hablar, a veces uno se tiene que comer las palabras que dice, y hoy es una de esas ocasiones, en pasadas columnas, en especial, una en donde dije que yo no había invitado al señor Donald Trump a venir a mi México querido, creo que no dije lo que debía y pues quien se iba a imaginar, que éste señor sería el presidente del país más “Poderoso” del mundo.

Así que, con las cosas que dije, pues a corregir la plana, y es que señor Trump, de verdad, yo no lo invite a venir a mi país, pero porque no sabía su dirección, y así, pues ni como escribirle, y con eso de que le habían quitado sus redes sociales, pues menos.

A que mi amigo Donald tan sentido, ¿a poco se creyó lo que dije?, no para nada, lo que dije de verdad se me salió por lo impertinente de mis pensamientos en esos momentos, y porque yo había entendido que había insultado a mi País y a mis hermanos mexicanos, pero ya mi percepción cambió.

Yo creía que nos había insultado, pero como dice y dice bien Luis Villoro, aunque ya descansa en paz, “el que cree… no sabe” y yo no sabía cómo estaba el asunto, pero ya me informe mejor y ahora si ya se.

Antes “creía” que había insultado a mi País, y “creía” que nos había amenazado, con eso de regresar a los migrantes que en mucho ayudan a su nación a hacer crecer su economía, a trabajar en donde ustedes no son capaces y sobre todo, a la parte fiscal, porque de que pagan impuestos y ayudan a su economía, ni hablar, eso es seguro.

Total, que como lo digo arriba, eso es lo que “creía” y pues ni modo, me trago lo que le dije, no señor Trump, no lo invite, porque como lo menciono antes, no me sabía su dirección, de haberla sabido, no solamente no lo invito, sino que además le miento la madre y le digo dos o tres cosas peores por tantas pendejadas que salen de su boca y de su cráneo descerebrado, porque no creo que ahí adentro haya nada más, que no sean palomitas de maíz o fruty loopis.

De haber conocido donde vivía, le mando uno o dos corridos de esos que en mi país se hacen y muy bien, para que usted, que entre otras cosas que ignora es su historia personal, lo supiera y se enterara de que usted es un pobre migrante más como su familia, y no pobre por la lana, que ya mucha se ha atascado, aunque por bestia mucha ha perdido.

Usted es pobre, porque no tiene la menor idea de lo que es un ser humano, y solo con sus arranques feminoides piensa que nos va amedrentar, al menos, a los que por nuestro país siempre hemos luchado, definitivamente no lo podrá hacer, no señor, no todos somos los políticos de quinta que estoy viendo en mi Nación y en mi Estado, y que ya preparan sus maletas para el besamanos y pedir chichi en la tierra que le robaron a mi Patria, y a las diferentes tribus que llegaron antes que ustedes, aquí en Puebla hay varios que dan risa.

Tampoco creo, que sea de espantar las amenazas de su barda y otras estupideces que dice, eso espanta a algunos comentaristas en Puebla, que mejor no piensan en como reactivar nuestra economía, y en como tenemos nuestros propios Trump, se espantan con las tarugadas que usted hace, pero le besan y los pies, a los que en mi propio terruño, corren a los ciudadanos de aquí mismo de sus trabajos.

Comentaristas que dicen, que esos dos millones que usted va a regresar y que otros dos que se quedaran sin trabajo, pueden ser o serán delincuentes potenciales, ¿y por qué no levantan la mano cuando bestias como los mandos de Puebla capital dejan sin trabajo entre otros a nuestros policías?.

No señor Trump, esta vez sí que me como mis palabras, porque siento que me quede corto, no solo es usted un ignorante, sino además una bestia que no conoce ni la “O” por lo redondo.

En mi país recientemente un comentarista de esos que dan risa, anda preguntando en la Feria Internacional del Libro, ¿qué obra le recomendarían a usted para que leyera antes de tomar posesión?, pero que se le va a recomendar, si ni siquiera tiene usted la menor idea de lo que es un libro, ya que sólo drogado o borracho, alguien le creería a Donald Trump que escribe, y a este comentarista de nombre Zuckerman, se le hace chistoso decir pendejadas a la usanza de usted.

Señor Trump, una disculpa, me equivoque, me quede corto y asombrado, no le dije todo lo que se merecía, porque no sabía que en este mundo tuviéramos un ser humano tan estúpido como usted.

¿O no?
Juzgue Usted

*Las opiniones expresadas en esta sección son de exclusiva responsabilidad de quienes las emiten y no representan necesariamente la línea editorial del portal de noticias Ángulo 7.

Sobre Guillermo Alberto Hidalgo Vigueras

Guillermo Alberto Hidalgo Vigueras
Es Maestro en Criminología y tiene 16 años de experiencia en el área de Seguridad Pública. Ha trabajado en los tres niveles de gobierno de forma operativa así como en el área de capacitación y tiene la especialidades en; Uso Legal de la Fuerza Policial, Tiro Policial, Equipos Especiales, Inteligencia Policial y Manejo de Pandillas.
x

Check Also

Se empieza a ver la diferencia, ojalá sea permanente

A poco más de un mes de haber destituido a el nefasto Alejandro Santizo, y ...

Tienes el valor o…

Pues como todo en la vida, para que entren las cosas a un cambio, tenemos ...