Inicio » Columnistas » Código 3… Policía en camino » Santizo, entre sus desatinos en la seguridad y el desaire a la BUAP

Santizo, entre sus desatinos en la seguridad y el desaire a la BUAP

Ni hablar, ahora si me quedaron más que claras las prioridades del mandamás de la Seguridad Pública en Puebla capital, y no es que yo sea molón, lo que pasa es que soy un ignorante en cuestión de prioridades y es evidente que éste señor tiene las suyas, y éstas por supuesto no son las de la ciudadanía.

Pues mientras usted y yo nos andamos cuidando que no nos asalten, roben o maten en la calle y cumpliendo uno que otro compromiso, laboral, académico o familiar, pues este tipín, anda tomando sus clases de manejo de motocicleta, si no me lo cree, pues pregunte usted al personal (muy escaso, por cierto).

Él ni se despeina, y piensa que ya es todo un Billy Jack el de “Nacidos Para Perder” o Evel Knievel, o ya de a perdis Pedro Infante o Luis Aguilar en su magistral “A Toda Máquina” (de los clásicos), ya hasta me parece oírlo con aquello de ¡parece que va a llover, el cielo se está nublando!

La cosa es de no creerse, se lo divido en dos partes, y las dos dan pena ajena y una hasta miedo del bueno.

Luego de los inútiles esfuerzos por defender a su amigo Alejandro Santizo Méndez, secretario de Seguridad Pública y Tránsito Municipal (“El aprendiz de policía”) y luego de sendas entrevistas, el director de Gobierno Municipal Mario Riestra Piña –como todo político que conoce de todo– se aventó dos declaraciones de película, la primera que la “inseguridad se debía a un fenómeno nacional”  y la otra, que “la culpable de la delincuencia es la “geografía de Puebla

¡Ah!, qué Puebla tan necia, caramba. Yo no sé cómo se vino a poner aquí donde justamente se dan los problemas y la delincuencia hace de las suyas. Respecto al primer comentario: pues ya descubrió el hilo negro; y en cuanto al segundo: ¿qué no ya tiene mucho tiempo nuestra Puebla de los Ángeles en el mismo lugar? ¿O a poco apenas hace unos meses se reubicó?, y por el otro lado, el primer pretexto me suena a un dicho que mi papá me enseñó hace mucho… mal de muchos consuelo de….tontos.

Además, si usted me apura mucho, pues para eso le pagan al que sin saber pusieron de jefe, para que resuelva los problemas, no sólo para que ande luciéndose como un maniquí, gastando nuestro dinero dentro y fuera del estado; tome sus cursos de motociclista y en una de esas hasta de imagen, corra a diestra y siniestra a elementos que de mucha valía eran para nuestra entidad y todo por defender a sus cuates. ¡No! ésta vez si metió en problemas al buen Riestra por defenderlo.

Eso pasa cuando miembros insignes de nuestra sociedad política se ponen a opinar sobre temas que desconocen, o cuando, con tal de salvar a un amigo pues simplemente se avientan como el borras.

Aquí bien cabe el dicho aquel que utilizaba mucho Manuel Mondragón y Kalb… “no me digas por qué no, mejor dime… Cómo si”

Por otra parte, caro le salió el chistecito de andarse haciendo pato en lugar de trabajar, pues al menos a los poblanos que vivimos en Puebla capital, estos han sido días de verdadero miedo el sólo pensar en salir a las calles.

Y por mucho que a la usanza de su anterior director del CERI (hijo de afamado político y primo de Maxwel Smart el súper agente 86) eche a andar a sus troles, pues simple y sencillamente por asaltos, muertes, robos y cualquier número de delitos no paramos.

Y yo le preguntaría, a este insigne personaje de la farándula de la moda Armani, ¿qué paso con sus 50 superpatrullas? (que, además, la mayoría están chocadas), ¿que hay de los 3 mil policías que con bombo y platillo anunció?, ¿o de las casetas que podían en un momento dado hacer control delincuencial y que no podía entregar hasta que prometió públicamente y rastreramente, hacerlo en el cumpleaños de su jefe?, ¿y las miles de cámaras que anunció? Y así podríamos seguir preguntando.

Claro que este señor le echa la culpa a la delincuencia organizada y a los delitos de orden federal, a los “Pitufos”, a los “Jedis”, al méndigo frío que se ha soltado y en una de esas hasta a Santa Claus, que espero no lo vayan a infraccionar pues, además, este espécimen se siente caja recaudadora y se llena la boca de decir que sólo en un año juntó “cien millones de pesos en multas”, como si eso precisamente fuera su chamba…la recaudación, ¡ah, qué Pinocho!

Pero ¿que no todo lo que pasa es del fuero común y en su ámbito de trabajo, qué hizo de prevención, qué pasó con nuestros policías que a la mayoría a dado de baja sin ton ni son sin explicarle a nadie en que se equivocaron o reprobaron?, ¿cómo es que él si aprueba los controles cuando su trabajo y persona se fundamenta en mentiras?

Para defenderse, ahora tira cortinas de humo, e intenta distraer a la mirada de la ciudadanía, diciendo o haciendo que digan sus cuates, que uno está interesado en estar al mando de lo que hace y muy mal por cierto, no se equivoque mi novel e inexperto Santizo.

Uno tuvo su momento y ahí están los números, nosotros sí respetamos a nuestro estado y a la ciudadanía. Todos tienen oportunidad de servir, a condición de tener los conocimientos, estudios y experiencia necesarios (cosas de las que usted carece y esa también es una forma de corrupción) pero hay que tener dignidad para hacerlo bien, que para eso el pagan a uno.

Claro que eso usted no lo entiende, tendría que haber sido realmente policía o ciudadano respetable y respetuoso de nuestra ciudad, pero no lo entiende, no lo sabe y le vale un cacahuate. No respetó a nuestra Universidad, a nuestra Policía ni a nuestra capital, qué concha al decir que podría hacer respetar nuestro estado. Y en esto de la Universidad me explico:

Para mayor abundamiento, y por el otro lado, en éstas fechas la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla, por medio de su Escuela de Criminología de la Facultad de Derecho y Ciencias Sociales, organizaron su III Semana de la Criminología, invitando a un buen número de ponentes de orden nacional, (por alguna razón me colé yo) y quién sabe por qué invitaron a este espécimen.

La cosa es que independientemente de que este señor tenga o no los conocimientos para enfrentarse a un foro tan importante como el de la BUAP, simple y sencillamente le valió sorbete y los dejó plantados (al menos las agallas no las tuvo), más importantes son sus clases en la moto, pues ¿qué se creen?, o como dice la canción: le quedó grande la yegua y él…pues ni siquiera es jinete.

Total, que como él no pudo con el paquete, pues no es lo mismo decir que es abogado o policía, que demostrar serlo, pues dejó de encargados a dos ponentes que de lo que hacen no lo saben adecuadamente, o simple y sencillamente la presentación era para su jefe y no supieron cómo salir al ruedo, así que se la pasaron tratando de cuestionar y evidenciar a los alumnos, yo creo que para llenar tiempos, pues de conferencia nada, y cuando se le hizo una pregunta, hasta a sudar se pusieron y eso que era del mismo tema que ellos preguntaban, ahí están los videos y fotos.

Eso sí, uno comentó de ocho añotes de ser policía y no sé cuántas cosas más, la otra de ser policía (que no lo es, al menos en la realidad, o no tiene idea de la operatividad) y de experiencia en prevención del delito, después de que públicamente reconoció en el programa radiofónico de Don Enrique Montero Ponce, que la delincuencia ya había rebasado a la Seguridad Publica. (y tan cínicos que aún siguen ahí y cobrando)

Total, que como no entendieron la importancia que para nuestra entidad tiene la Benemérita pues les valió un churro y pues para puras vergüenzas.

Háganme ustedes el Fabrón Cabor.

Total, yo me quedo con las palabras del señor Martí (el mexicano, no el cubano) … Si no pueden, ¡Renuncien!
¿O no?

Juzgue Usted

albertohidalgo@hotmail.com

*Las opiniones expresadas en esta sección son de exclusiva responsabilidad de quienes las emiten y no representan necesariamente la línea editorial del portal de noticias Ángulo 7.

Sobre Guillermo Alberto Hidalgo Vigueras

Guillermo Alberto Hidalgo Vigueras
Es Maestro en Criminología y tiene 16 años de experiencia en el área de Seguridad Pública. Ha trabajado en los tres niveles de gobierno de forma operativa así como en el área de capacitación y tiene la especialidades en; Uso Legal de la Fuerza Policial, Tiro Policial, Equipos Especiales, Inteligencia Policial y Manejo de Pandillas.
x

Check Also

¡No hagan Olaaaaas¡

Ni hablar,  no todos los problemas de Seguridad tienen que ver con la delincuencia, aunque ...

De esperanzas y sinsabores en la justicia y seguridad poblana

Terrible el esquema que se está presentando en lo que respecta a la Seguridad y ...