Inicio » Columnistas » Juan Carlos Lastiri » México con perspectiva de inclusión hacía la Agenda 2030

México con perspectiva de inclusión hacía la Agenda 2030

Por Juan Carlos Lastrini

Uno de los ejes de desarrollo en este gobierno es hacer de México un actor global y acciones como las llevadas a cabo en la definición de la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible, parece que sustentan este objetivo.

La participación activa de nuestro país en la definición de dicha agenda permitió enriquecerla con temas centrados en la inclusión como son: la adopción de un enfoque transversal de inclusión económica y social, es decir, que el éxito de la Agenda se midiera también por su capacidad de generar sociedades más equitativas; impulsó que el concepto de pobreza no sólo considerara el ingreso, sino todas sus dimensiones, incluyendo derechos básicos, como el acceso a la alimentación, la educación, la salud, la seguridad social, la vivienda y sus servicios; y abogó por la igualdad de género y el reconocimiento a los derechos de los migrantes y los pueblos originarios.

Las aportaciones de México fueron reconocidas por la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL), en la inauguración de su trigésimo sexto periodo de sesiones que se lleva a cabo en nuestro país.

A través de la secretaria ejecutiva de dicho organismo, Alicia Bárcena Ibarra, se destacó el liderazgo que ha tenido México en la negociación y el acuerdo de la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible.

La relevancia de este trabajo estriba en que en esta ocasión, la CEPAL presentará el documento “Horizontes 2030. La igualdad en el centro del desarrollo sostenible”, en el cual una recomendación importante a la región es impulsar un cambio estructural progresivo, que significa transformar desde la base la matriz productiva y diversificarla para crear empleo; además nuestro país recibirá la presidencia de la CEPAL durante dos años, que también serán cruciales porque serán los de implementación de la Agenda en toda la Región.

Estamos conscientes de que aprovecharemos este periodo para demostrar el compromiso que nuestro país tiene con la Agenda 2030 y con el desarrollo sostenible, además de que como lo ha mencionado el Presidente Peña, aprovecharemos para compartir nuestra experiencia en el cambio estructural que nuestro país emprendió en esta administración. Cinco lecciones quizá podamos compartir:

i) El diseño y la aplicación de las políticas públicas se enriquecen con la participación de la sociedad; por ejemplo, las acciones que se están impulsando para elevar la calidad de la educación, es decir, tener maestros mejor preparados, instalaciones dignas, programas educativos adecuados y una mayor autogestión en las escuelas, se potencian cuando cada comunidad escolar se involucra para asegurar su éxito; ii) Debe haber consistencia y complementariedad entre las distintas reformas y políticas públicas; por ejemplo, la Reforma Financiera complementa y fortalece al Programa de Inclusión Social Prospera, al promover el acceso de las familias de menores ingresos a los servicios financieros; iii) La agenda pública debe tener un enfoque de derechos por lo que, uno de los pilares de esta administración es promover una verdadera Sociedad de Derechos, es decir, asegurar que todos los derechos consagrados en nuestras leyes apliquen de igual manera para todas las personas; un ejemplo de esto es la obligación de los partidos políticos para que el 50 por ciento de las candidaturas a los congresos federal y locales, sean para mujeres; iv) La importancia de propiciar un ambiente de certidumbre y transparencia adecuado para la generación de valor, es decir, para impulsar las inversiones generadoras de empleo, productividad y competitividad; aquí por ejemplo, derivadas de la Reforma Energética, las licitaciones de campos petroleros y las subastas de energías limpias en el Mercado Eléctrico Mayorista, nos muestran la importancia de contar con mecanismos transparentes y confiables, para atraer inversiones productivas; y v) Los gobiernos deben adoptar medidas decididas para preservar nuestros recursos naturales y proteger el ambiente; podemos decir que en este rubro nuestro país se comprometió y firmó el Acuerdo de París sobre Cambio Climático, impulsó la Ley de Transición Energética, para reducir las emisiones de gases de efecto invernadero y las de carbono negro y aumentó las Áreas Naturales Protegidas, que son espacios terrestres y marinos destinados a la preservación de nuestra biodiversidad.

La visión de inclusión que ha permeado de manera transversal al Gobierno de la República en esta Administración quedó inserto en la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible lo que, le ha valido a México posicionarse como un actor global en la región de América Latina.

Hoy estamos frente a la posibilidad de seguir consolidando este liderazgo, sin embargo lo más importante, es que el ejercicio de esta función se da en el objetivo de lograr sociedades más igualitarias bajo el entendedido que, la igualdad es una condición para el buscado desarrollo sostenible.

 

*Las opiniones expresadas en esta sección son de exclusiva responsabilidad de quienes las emiten y no representan necesariamente la línea editorial del portal de noticias Ángulo 7.

Sobre admin

x

Check Also

Buenas perspectivas económicas

El trabajo no ha sido fácil y tampoco exento de retos y adversidades. Pasar de ...

Una noble labor

Quizá muchos de nuestros más gratos recuerdos que tenemos como personas se han dado en ...